PERÚ, AÑO 2019: CUSCO, SOPORTE CASA «QOSQO MAKI» DESARROLLO CULTURAL.

CUSCO, PERÚ

SOPORTE CASA DE ACOGIDA DE "QOSQO MAKI"

CALIDAD DE VIDA

Colaborador: Asociación Qosqo Maki

 

La Chocita Asociación Qosqo Maki. Es una Asociación civil, fundada en 1990, sin fines de lucro y de carácter educativo. Trabaja desde hace tres décadas acompañando el desarrollo de la población de niños, niñas y adolescentes que se encuentran en la calle en la ciudad de Cusco. Los usuarios/as llaman a la Asociación, cariñosamente, «la Chocita». “Qosqo Maki” significa “las manos de Cusco” en idioma quechua. En 1986 Isabel Baufume, fundadora de Asociación Qosqo Maki, tomó contacto con los primeros jóvenes en situación de calle con quienes convivio y compartió experiencias, lo que le permitió consolidar un enfoque de la problemática de estos niños/as y adolescentes  Al instituirse en el año 1990, se fijó como objetivos principales: promover en condiciones de libertad la formación integral de los niños que trabajan y/o viven en las calles; movilizar a la comunidad en torno a esta problemática y finalmente, formular propuestas o diseñar modelos de intervención que puedan ser replicados por otras organización que trabajan con población similar. La filosofía institucional de Qosqo Maki está basada en 3 pilares: la cogestión, educación en libertad y educación no formal. Este enfoque promueve una participación activa de los/as usuarios/as de la Asociación, a partir de la cogestión de los servicios y actividades que se desarrollan en los diferentes espacios. La mayoría de los adolescentes (entre 12 y 17 años) acogidos por la institución salen de su hogar por que han decidido espaciar temporalmente sus relaciones parentales ya sea por razones de violencia u otras situaciones. En algunos casos, éstos, provienen de familias campesinas que migran hacia la ciudad. Para realizar el acompañamiento de esta población, Qosqo Maki desarrolla los diferentes programas educativos siguientes:

1. Dormitorio Municipal (DIM): es un programa de acogida nocturna, donde se acoge a los niños, niñas y adolescentes que, por diversas razones, no tienen dónde pasar la noche. Ofrece condiciones de descanso digno para facilitar su desarrollo personal y social. En 2018, en el dormitorio se ha acogido y acompañado a unos 130 adolescentes que viven o vivían en la calle.

2. Biblioteca-Ludoteca (BIB): es un lugar de intercambio de aprendizajes donde se crean diversos espacios de socialización y de interacción principalmente entre los niños y niñas del barrio con los usuarios/as del dormitorio y con el equipo de educadores y otros simpatizantes del proyecto. En 2018, la biblioteca acogió 1033 usuarios. En ésta, se trataron varios temas: el medio ambiente y reciclaje, la cooperación, las distintas artes, las emociones, los países y continentes, la creatividad, los derechos humanos etc.

3. Talleres de capacitación en carpintería y panadería: se ofrece una formación a los usuarios/as del dormitorio para que puedan aplicarla después en el trabajo. Aprenden “haciendo”, lo que les permite desarrollar habilidades técnicas del oficio y adquieren competencias transversales como comunicación, trabajo en equipo, responsabilidad y actitudes proactivas enfocadas al desarrollo de la empresa. En 2018, 16 aprendices siguieron una capacitación en carpintería y 11 en panadería. Desde hace 2 años, reciben la capacitación directa de un panadero francés durante 2 meses. Uno de los alumnos de la panadería ganó un premio internacional. Buscan sobretodo que los niños sean autónomos. 

4. Espacio cultural: desde 2017, es el lugar de desarrollo del proyecto, el cual favorece el encuentro y los intercambios entre los/as usuarios/as del dormitorio, los niños, las niñas y adolescentes del barrio, los vecinos, el público cusqueño en general y los/as artistas invitados/as. Este espacio fomenta y facilita el acceso a la cultura ya que, los talleres y los espectáculos propuestos son totalmente gratuitos. Y por otra parte, impulsa procesos socioeducativos a través del arte. El año 2018, fue el inicio de la gran dinamización del espacio cultural. Las actividades que se pusieron en práctica en 2019 fueron los talleres de guitarra, malabares, teatro, cerámica, serigrafía, además de funciones de música, conciertos y salidas culturales.

5. Biblioteca especializada: fue creada en enero del año 2019 para los profesionales del sector social, estudiantes y todo público interesado en conocer más sobre las problemáticas y las modalidades de acompañamiento de las poblaciones en situación de vulnerabilidad. Los talleres con profesionales y estudiantes apuestan por iniciar temas de investigación social que aporten soluciones a la problemática en cuestión.

6. Incidencia política: Qosqo Maki desarrolla varias intervenciones al nivel local, nacional e internacional para el reconocimiento, la visibilidad y el respeto de los derechos de las poblaciones en situación de vulnerabilidad.

  • 2019 – Aportación al programa educativo, reformas de la casa de acogida y donación de material. QosQo Maki. Cusco, Perú.
    El proyecto consiste en la renovación de espacios como el espacio cultural,  el dormitorio y la biblioteca-ludoteca. Fundación Heres brinda apoyo al espacio cultural (mediante la cooperación en talleres, material, y la feria anual), a las salidas culturales, la biblioteca (entrega de material y juegos), la biblioteca especializada (se dona un video proyector) y finalmente, la obtención de los pies de micrófonos. Asimismo, FH ayuda a realizar algunas reformas como por ejemplo, cambiar las vigas deterioradas, además de donar un tanque de agua, una terma solar para un dormitorio y finalmente, material adaptado para facilitar el trabajo de los educadores en la realización de las tareas para los chicos y la formación de buenos hábitos.

Desarrollo del proyecto 

– La Asociación empezó con talleres en 1987 y en 1990 se creó el albergue. En un principio, recogían niños de la calle que huían del terrorismo.

–  Pasan por la Asociación unos 150 niños/as al año y, depende del caso, unos están poco tiempo y otros muchos años. Tienen niños de 9 o 10 años hasta los 18.

– Qosqo Maki participa activamente en  la red de “semilla nueva”, red que reúne a la mayoría de las instituciones de Cusco que acogen a niños, niñas y adolescentes en situación de vulnerabilidad. También, participó en un encuentro de las instituciones en América Latina para el respeto de los derechos de los niños, niñas y adolescentes que viven en la calle (red RIDDIAC). Forman parte del Consoritum for Street Children, una red internacional a nivel mundial para este tipo de instituciones.

– La Asociación recibe financiación de las Asociaciones francesas Apprentis d’Auteuil y L’Appel para cubrir los gastos de funcionamiento del dormitorio y también de la Fundación Oberle para gastos de renovación en el año 2019. El Gobierno (el municipio) les proporciona agua, la luz y leche.

– Conforman la Asociación unos 12 trabajadores: 3 educadores, 2 guardianes, 1 contable y finalmente, la directora Sonya Ligas que lleva la gestión; 4 personas trabajan en la biblioteca y otras 2 en los dormitorios.

– Los beneficiarios del proyecto son niños, niñas y adolescentes que viven en la calle. Los usuarios del dormitorio tienen de 12 a 17 años (se acogen 120 adolescentes al año). En cuanto a los usuarios de la biblioteca hay 1000 personas a partir de los 4 años y finalmente, los 50 artistas y ciudadanos de la escena cultural de la ciudad del Cusco.

– 17 de julio de 2019:  Fundación Heres visita Qosqo Maki.

– La Unidad de Protección del Estado les trae también niños. Si la policia ve a niños deambulando por la calle los traen al albergue.

–  Algunos niños van al colegio nocturno y otros, que viven en áreas rurales, vienen el fin de semana a trabajar cargando y descargando. Éstos últimos, disponen de una biblioteca para ellos y también para el barrio ayudándolos así, a integrarse y que la comunidad no los vea ‘diferentes’.

– Los niños se reúnen en asamblea para ayudarse a encontrar soluciones a sus problemas. 

Todos los niños son libres de salir y volver a entrar al albergue, nadie les fuerza a quedarse.

– Se realiza un taller artístico mensual, actividades socio-educativas y talleres en la biblioteca-ludoteca según un tema semanal. Además de la realización de una feria anual con una presentación de lo que han aprendido los usuarios y una salida al mes, organizada en lugares culturales para así desarrollar la solidaridad y fraternidad.

– El proyecto está en ejecución.

¡Comparte!

Share on twitter
Share on facebook
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
16804121_122

PERÚ, AÑO 2019: CUSCO, SOPORTE CASA «QOSQO MAKI» DESARROLLO CULTURAL.

Si quieres compartir tu propuesta o colaborar con nosotros.